Buscador de Cotizaciones y Noticias

Economía/Fiscal.- La Fundación Impuestos y Competitividad apuesta por que los ayuntamientos fijen recargos en el IRPF

Europa Press
Miércoles, 21 de Septiembre de 2016 - 19:05 h.

MADRID, 21 (EUROPA PRESS)

La Fundación Impuestos y Competitividad apuesta por que llevar a cabo una reforma de las haciendas locales para que los ayuntamientos puedan establecer recargos en el IRPF, como se hace en los países nórdicos, con el fin de mejorar la financiación de las corporaciones locales.

En un documento titulado 'Descentralización y Sistema tributario: Lecciones de la Experiencia Comparada' de la Fundación Impuestos y Competitividad, que ha sido elaborado por Santiago Lago y Alberto Vaquero, profesores de la Universidad de Vigo, la institución recuerda los recargos en el IRPF que cobran los ayuntamientos en países como Dinamarca, Noruega y Suecia, y que también utiliza Suiza.

Dichos recargos en el IRPF, añade el texto, posibilitan compartir el poder tributario sin costes de gestión adicionales ni los problemas que se derivan de la falta de armonización del impuesto, ya que los elementos básicos que lo conforman (hecho imponible, base imponible, tipo de gravamen, etc.) son establecidos por la Administración Central, mientras que las administraciones subcentrales (ayuntamientos) solo tienen que fijar de forma autónoma un recargo.

Posteriormente, la Administración Central gestiona y recauda el tributo, transfiriendo a las administraciones territoriales el rendimiento de sus respectivos recargos.

También dentro de la financiación local, apuesta por "fortalecer" la capacidad recaudatoria del Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI), en línea con el modelo anglosajón de tributación local, así como por un Impuesto sobre Actividades Económicas (IAE) reforzado o, en su defecto, un nuevo impuesto local sobre los negocios que gravite sobre el valor añadido.

Asimismo, aboga por simplificar en una sola figura la imposición del automóvil, incrementar su "dimensión verde" y decidir si acaba en manos de municipios o autonomías, en función de lo que se haga con el resto del sistema de tributación regional y central.

DIFICULTADES DE COORDINACIÓN.

En cuanto al sistema tributario en su conjunto, afirma que el modelo de descentralización actual plantea dos problemas: dificultades de coordinación entre la Administración Central y las comunidades y la "desconexión total" entre la capacidad normativa y la gestión por parte de los gobiernos autonómicos.

A la vista de ello, la Fundación Impuestos y Competitividad apuesta por una administración integrada por el conjunto de tributos estatales y autonómicos, con el fin de avanzar hacia una administración tributaria única y compartida, en la que la presencia y relevancia de las comunidades en la toma de decisiones fuese superior a la actual.

Si la integración total no es posible, aboga entonces por consorcios entre administraciones a escala regional, que mantengan un "esqueleto" básico de cada figura tributaria, de tal manera que existiese un "catálogo de figuras tipo" diseñado de forma consensuada por la administración central y las autonómicas, con el fin de evitar tipos impositivos y tributos muy distintos entre comunidades.

Por impuestos, defiende que el Impuesto sobre Sociedades se mantenga en manos del Estado, mientras que en el IVA aboga por caminar hacia una solución en la que las comunidades "codecidiesen" sobre tipos impositivos, profundizando en el mecanismo actual de la participación territorializada en los rendimientos.

CAMBIAR EL SISTEMA DE RETENCIONES EN EL IRPF.

Por último, sobre el IRPF mantiene que aunque España ha avanzado mucho en la descentralización de este impuesto y en la capacidad normativa que sobre él tienen las comunidades, aún se puede hacer más mediante una fórmula consorciada de administración tributaria, junto a un sistema de retenciones algo más "sofisticado" que el actual, que incorporase los cambios normativos y estatales en los cálculos de dichas retenciones, ya que ahora las subidas o bajadas del impuesto no se notan hasta que se hace la declaración de la renta, un año después.

También defiende explicitar de forma más clara qué parte del IRPF se destina a la financiación autonómica y cuál a la financiación de la Administración Central. "Distinguir de forma más nítida en los borradores, en el impreso de declaración y en los programas informativos de ayuda esa dualidad en el poder tributario", añade.

VIDEOS INVERTIA Vea más vídeos aquí


Publicidad

FOROS

Descubre lo que se comenta en los foros más dinámicos de bolsa.

mi INVERTIA

Los últimos 5 valores o mercados visitados quedarán aquí reflejados.

No has visitado ningún valor

Mis Acciones

Accesos directos a tus valores o mercados preferidos

Añade nuevos valores

No has creado accesos directos

Mi Cartera

Crea "carteras" con tus valores preferidos y observa su evolución.

Date de AltaCrea tu cartera

No tienes carteras creadas.