Motor

Coches 'Mid-Hybrid', qué son y por qué son ECO

Grupo Zeta

Coches 'Mid-Hybrid', qué son y por qué son ECO

Las marcas se enfrentan a enormes sanciones potenciales a partir de 2021, cuando Europa exigirá que la media de emisiones de toda la gama de las marcas no supere los 95 gramos de CO2 por kilómetro. Si se tiene en cuenta que el diésel ha caído y muchos fabricantes han optado por eliminar estas motorizaciones o limitar sus opciones, con la consecuente subida de la gasolina, y por ende, de emisiones, las compañías automovilísticas han tenido que acelerar el proceso de electrificación de sus gamas, con versiones híbridas o eléctricas que reduzcan su media de emisiones.

Entre las versiones híbridas destacan los MHEV, o 'Mild-Hybrid', también conocidos como coches híbridos suaves o microhíbridos, una de las alternativas favoritas de las marcas por su sencillez y su capacidad de reducir hasta en un 15% el consumo y las emisiones de los vehículos. De hecho, muchas de las firmas que aseguran que electrificarán toda su gama se valdrán de este sistema para hacerlo.

CÓMO FUNCIONAN

Los coches MHEV se consideran vehículos híbridos porque el motor de combustión, que puede ser tanto diésel como gasolina, se apoya en un sistema eléctrico formado por un pequeño motor eléctrico, un conversor de corriente y una batería de iones de litio de 48 voltios que se encargará de alimentar todo el sistema. En este caso, a diferencia de los híbridos enchufables o los convencionales, no ofrecen autonomía 100% eléctrica, sino que ofrece apoyo en la gestión de varios sistemas eléctricos de los coches, además de apoyar el sistema de arranque y permitir la marcha por inercia, que permite la desconexión de cilindros para el ahorro de combustible y la reducción de emisiones mientras el sistema mantiene el vehículo encendido.

Estos sistemas de hibridación suave se valen del exceso de energía producida por el motor de combustión para recargarse. Como los híbridos convencionales de Toyota, por ejemplo, al frenar o levantar el pie del acelerador el sistema aprovechará este exceso de energía para recargar su batería de 48 voltios, por lo que no son enchufables.

VENTAJAS

La ventaja principal para los fabricantes es el ahorro que suponen estos sistemas en comparación con otros tipos de electrificación, como la total o la hibridación enchufable. En ese sentido, los sistemas de hibridación suave constan de pocos componentes, que además son poco pesados y de tamaño reducido, con lo que las marcas no deben desarrollar plataformas específicas para estos modelos ni componentes más caros, como grandes baterías. En consecuencia, estas versiones no son mucho más caras que las de combustión, por lo que el cliente puede optar a una gran ventaja por un precio asequible: la etiqueta ECO de la DGT.

La etiqueta ECO de la DGT identifica a los vehículos híbridos enchufables con una autonomía eléctrica de mens de 40 kilómetros, los híbridos no enchufables, entre los que se encuentran los MHEV, y los híbridos propulsados por gas, tanto GNC como GLP.

Gráficos relacionados