Economía

Bankia insta a reflexionar sobre la vivienda en propiedad

EFE

Bankia insta a reflexionar sobre la vivienda en propiedad

El consejero delegado de Bankia, José Sevilla, cree que tras la aprobación de una nueva ley hipotecaria en España hace falta reflexionar sobre qué se puede hacer para que más población tenga acceso a una vivienda en propiedad. 

El "número dos" de Bankia coincide en la singularidad del mercado español en el que cerca del 80 % de las familias vive en un inmueble de su propiedad, pero este dato se ha ido reduciendo en los últimos años, sin que haya entrado aún en vigor la nueva ley hipotecaria. 

Durante su intervención en una jornada organizada por CECA y KPMG, Sevilla ha puesto el foco en los más jóvenes y ha destacado que hace una década un 55 % de los menores de 29 años tenía un piso en propiedad, porcentaje que ha caído prácticamente a la mitad. 

En el caso de la población de entre 30 y 44 años, el 72 % era dueña de su propia vivienda y ahora apenas alcanza el 58 %, a pesar de la subida prácticamente generalizada. 

Ante esta realidad, propone que la compra de una vivienda pueda ser más accesible y recuerda unas declaraciones recientes de la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, que aseguró que los desahucios en la capital son fruto del impago del alquiler -no de la hipoteca- y que los propietarios de esas viviendas son particulares y no grandes fondos de inversión. 

Sevilla admite fallos en el mercado hipotecario porque "más de 400.000 familias no pudieron pagar sus hipotecas", lo que provocó un aumento de la litigiosidad que confía que se reduzca con la nueva normativa que entrará en vigor el próximo 16 de junio.

La clave, en palabras de la secretaria de Estado de Economía, Ana de la Cueva, que inauguró la jornada, está en que la ley amplía la protección de los clientes, garantiza sus derechos y mejora la información, al tiempo que da mayor seguridad jurídica a la banca.

Para el secretario general del Tesoro, Carlos San Basilio, "algunos temas se han quedado en el tintero" en la tramitación parlamentaria como las hipotecas verdes, pero considera que en un futuro próximo no hará falta revisar la ley porque lo fundamental está bien tratado.

Además, añade que había que ser especialmente cuidadosos con la nueva regulación para evitar flancos de litigiosidad en el futuro por la experiencia de que hay muchos despachos buscando flancos para atacar una normativa. 

En opinión del consejero delegado de Abanca, Francisco Botas, "aún quedan temitas que hay que pulir", y augura que tras la entrada en vigor de la nueva ley hipotecaria puede haber una ralentización del mercado en las primeras semanas porque, por ejemplo, ahora hay más tiempo para los notarios.

Gráficos relacionados