Fondos

Esfera Robotics, un fondo para no perderse la megatendencia de la robotización

Empresas de múltiples sectores invierten cada vez más en su automatización

El fondo tiene posiciones cortas en el Nasdaq y apuesta fuerte por Softbank

Paula Mercado (VDOS)

Esfera Robotics, un fondo para no perderse la megatendencia de la robotización

La inversión en robótica está al alza. El número de fondos que invierten en esta tendencia continúa aumentando. Al mismo tiempo, los sectores que necesitan precisión, procesos repetitivos y eficiencia de costes en sus procesos de producción han invertido fuertemente en su automatización.

El sector industrial, el automovilístico, el de semiconductores y el de tecnologías de la información son algunos de los más significativos. Sin olvidar los departamentos de logística de grandes distribuidores online, como Amazon, o la tecnología médica que está adoptando robots rápidamente para tareas como la asistencia durante la cirugía, el diagnóstico y la medicina de precisión.

Entre los fondos de gestoras nacionales, Esfera Capital Gestión se ha sumado a esta tendencia con su fondo Esfera Robotics, que obtiene el mejor dato de rentabilidad en el año (26%) de los fondos con la mayor calificación VDOS de la categoría mixto flexible en que se encuadra.

El fondo puede asignar entre 0% y 100% de la exposición total a renta variable o renta fija, sin que existan limitaciones por distribución de activos, por tipo de emisor, ni por rating o duración, ni por capitalización bursátil, divisa, sector económico o países. Se prioriza la inversión en empresas relacionadas, directa o indirectamente, con la robótica, con procesos de automatización e inteligencia artificial.

El fondo busca beneficiarse de la tendencia a la robotización y automatización de la economía en los próximos 10 a 20 años. Su foco está en todo aquello que fomenta y se beneficia de esa tendencia y, en particular, la inteligencia artificial. Más que invertir en empresas de robótica pura, buscan compañías que provean los elementos esenciales para su fabricación presento o futura (semiconductores, software, accesorios) que se expandirán junto con esta tendencia (logística, movilidad autónoma, defensa), o que se beneficiarán indirectamente (ocio, salud, Internet de las Cosas -IoT- o venta online).

El gestor principal es Ferrán Casarramona, mientras que José Antonio Andrés actúa como consultor tecnológico y estratega a corto plazo. Con anterioridad, trabajó en el departamento de I+D de Grifols como ingeniero de software de robótica, en el desarrollo de robots de análisis de sangre.

El proceso inversor es una continua búsqueda de empresas candidatas que puedan beneficiarse de la tendencia de la robótica. Buscan empresas con fuertes expectativas de crecimiento y buenas ventajas competitivas, tomando el precio como algo secundario. Prefieren una buena empresa a un precio normal que una empresa normal a buen precio. También buscan empresas ‘contrapeso’ que sean defensivas, pero que se puedan beneficiar a largo plazo del cambio de paradigma del modelo productivo.

Mantienen la cartera diversificada por sectores o categorías. A cada categoría le asignan un peso dentro de la cartera y, dentro de la categoría, cada empresa tiene un peso igual a las demás, excepto en algunos casos de empresas más especulativas en las que toman posiciones menores. A medida que hay variaciones de precios, rotan las posiciones para mantener los pesos equilibrados. La diversificación entre sectores defensivos y de más crecimiento propicia el poder aprovechar los movimientos laterales, para adelantar al mercado comprando cuando una empresa baja y vendiendo cuando otra sube.

Procuran cubrir el riesgo de divisa de la cartera, aunque no sea de forma perfecta, y realizan coberturas de mercado tácticas cuando lo creen necesario para mantener los riesgos y la volatilidad objetivo del 15% lo más controlados posible. El folleto les permite estar en liquidez o en renta fija como otra forma de gestión defensiva que pueden aprovechar puntualmente, pero la vocación del fondo es estar invertidos al 100% la mayor parte del tiempo.

Las mayores posiciones en la cartera del fondo incluyen un posicionamiento corto en el índice Nasdaq (-19,43%) además de acciones de Softbank (3,45%), Apple (3,25%), Thermo Fisher Scientific (3,09%) y Amazon (3,08%). Por sectores, tecnología (38,2%), industrial (28,7%), telecomunicaciones (18,9%), consumo no cíclico (10,1%) y consumo cíclico (4,1%) representan las mayores ponderaciones en la cartera del fondo. Por países, los mayores pesos corresponden a EEUU (59,4%), Francia (10%), Alemania (8,94%), Japón (4,89%) y Suiza (3,35%).

Por rentabilidad, el fondo se sitúa entre los mejores de su categoría, en el primer quintil, durante 2017 y 2019. A tres años, registra un dato de volatilidad del 18,6% y del 23,8% en el último año, periodo en que registra una ratio sharpe de 0,18 y un tracking error respecto al índice de su categoría del 16,99%. Esfera Robotics aplica a sus partícipes una comisión fija del 1,35% y de depósito del 0,1%, además de una comisión variable del 9% sobre los resultados anuales positivos del fondo.

INCERTIDUMBRE ECONÓMICA Y POLÍTICA

En los próximos meses, el equipo gestor espera que el resultado del Brexit sea cual sea, tenga un impacto limitado en la cartera del fondo, ya que incluye empresas de ámbito mundial y con fuertes ventajas competitivas y no tienen ninguna empresa británica en cartera. Además, espera que las tensiones entre EEUU y China probablemente se mantengan hasta verano de 2020, lo que sí podría tener un efecto más profundo en la inversión del fondo, ya que afecta a la economía mundial y a la tecnología en particular. Esto los lleva a posicionarse con cautela, manteniendo una cobertura de mercado parcial para mitigar las posibles pérdidas y la volatilidad temporal que esperan en estos meses.

En cuanto a los tipos de interés, no esperan un aumento en mucho tiempo. Mientras la economía en su totalidad no muestre fortaleza los bancos centrales se verán forzados a mantener sus políticas. Además, la tendencia a largo plazo de envejecimiento de las poblaciones de los países desarrollados aumenta la propensión al ahorro, presionando los tipos a la baja.

La gestión del fondo sigue una tendencia de largo plazo que se está desarrollando ahora y que se va a prolongar durante los próximos 10 o 20 años. Por lo tanto, su principal foco de atención sigue siendo capturar los beneficios de la expansión de la robótica y la inteligencia artificial a largo plazo, eligiendo las empresas adecuadas y solo aprovechando las oportunidades tácticas que ofrece el mercado de forma secundaria.

*Paula Mercado es directora de análisis de VDOS

Gráficos relacionados