Mis finanzas

Mi primera declaración de la renta: ¿qué tengo que saber para enfrentarme a ella?

La tecnología ha facilitado los trámites pero es necesario revisar y corregir la información para evitar sanciones

La 'Campaña de la Renta 2018' comienza el 2 de abril de 2019

Yolanda González

Mi primera declaración de la renta: ¿qué tengo que saber para enfrentarme a ella?

La primavera es época de alergias, paseos por el campo y de rendir cuentas ante Hacienda. La declaración de la renta es el momento en el que hay que revisar y presentar todo el papeleo relacionado con el IRPF a la Agencia Tributaria. Como todos años, hay quien se estrena en esta aventura tributaria sin tener muy claro qué tiene que hacer. Por suerte, las nuevas tecnologías han hecho más sencillos estos trámites burocráticos y administrativos. Aún así, si es la primera vez que te enfrentas a la declaración de la renta, conviene que tengas en cuenta todo lo que implica para evitar posibles sanciones. 

¿QUÉ ES LA DECLARACIÓN DE LA RENTA?

Lo primero que hay que saber es que la declaración del IRPF se paga de un año para otro. Es decir, que en 2019 estaremos rindiendo cuentas del dinero que hemos ganado en 2018. Por eso se llama ‘Campaña de la Renta 2018’ a pesar de tener lugar en 2019.  

Pero, ¿qué es exactamente lo que estamos declarando? El Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) es una de las piezas básicas del sistema tributario español. Es una tasa que se aplica a lo que gana una persona y lo paga todo aquel que resida en España y cuyos ingresos superen el rango indicado por la Agencia Tributaria. 

Se calcula sobre la totalidad de ingresos que obtenga una persona, ya procedan de actividades profesionales, rendimientos inmobiliarios (por ejemplo, pisos o locales en alquiler), rentas por cesión de derechos de imagen, ganancias patrimoniales (premios, concursos…) u otras actividades económicas. Además, están sujetas a esta retención la transmisión de derechos de suscripción y la venta de acciones o participaciones en fondos de inversión. 

Trata de seguir el principio de igualdad y progresividad, por lo que no todo el mundo paga lo mismo. No solo tiene en cuenta el nivel de renta, sino también la situación personal de cada individuo: número de hijos, personas a su cargo… 

En general, tienen la obligación de hacerla quienes hayan ganado más de 22.000 euros en 2018 o más de 12.000 euros en caso de tener dos pagadoresEn cuanto a los plazosdesde el 2 de abril hasta el 26 de junio de 2019 se podrá solicitar y presentar por internet el borrador de la declaración de la renta 2018. A partir de las primeras semanas de mayo, será posible solicitar cita previa para la realización de declaraciones y modificación de borradores en oficinas de la Agencia Tributaria. 

REVISA LA INFORMACIÓN

El borrador que te facilitan contiene toda la información tributaria que está en manos de Hacienda y, si todo está correcto, sería el documento a presentar. Pero si tu situación personal ha cambiado, has recibido ingresos que no están registrados o no contempla deducciones que consideras legitimas, debes modificarlo tú mismo. Al final, tú eres el responsable de la declaración presentada y si hay algún error serás quien se haga cargo de la sanción. 

Por eso es importante revisar datos como qué domicilio aparece. Si cambiaste de casa en 2018 y no lo notificaste a Hacienda, en el borrador aparecerá la residencia antigua. Se trata de un fallo menor, pero que tiene sus consecuencias ya que informar a Hacienda de estos cambios es obligatorio y no hacerlo conlleva una multa. También conviene revisar la situación familiar. Si has tenido un hijo el pasado año Hacienda no tendrá registrada tu paternidad a no ser que lo indiques explícitamente en el apartado de situación familiar y personal. La diferencia entre incluir o no a tus hijos en la declaración de la renta es cuantiosa e implica importantes deducciones. Conviene recordar que para incluirlo tiene que haber nacido antes del 31 de diciembre de 2018 y no en 2019. 

Otro punto importante con las deducciones autonómicas. Algunos ciudadanos tienen obligaciones y derechos de tributación diferentes dependiendo donde residan. Hacienda no incluirá por defecto las deducciones autonómicas a las que tienes derecho, aunque sí te alertará en caso de que tengas derecho a desgravar. Tendrás que rellenar tú mismo los datos y conviene hacerlo si quieres ahorrar en la declaración de IRPF.

DECLARAR EL IRPF ONLINE

A esta información puede accederse de forma online. Renta Web es la plataforma que la Agencia Tributaria pone a disposición de los usuarios para ayudarles a tramitar y presentar la declaración de la renta. Además, al igual que el año pasado, se podrá utilizar la ‘app’ de la Agencia Tributaria para móviles para conocer los datos fiscales y solicitar el número de referencia y hacer todas las gestiones necesarias.

Para conseguir el número de referencia es necesario contar con DNI Electrónico, Certificado Digital o estar dado de alta en el Sistema Clave de Hacienda. Con este número ya podrás acceder a la ‘predeclaración’ de Hacienda -el borrador-, a tus datos fiscales y a todos los servicios de Renta Web. Nada más abrirlo, el programa te preguntará si quieres trasladar tus datos fiscales. Si aceptas, te irá indicando cuáles son para que puedas confirmar que son correctos.  

Gráficos relacionados