Economía

El PIB de la zona euro creció un 1,2% en 2019, su peor dato desde 2013

Francia, Italia y Alemania dan muestras de debilidad

EEUU indica que su economía ha frenado su crecimiento en 2019

Europa Press

El PIB de la zona euro creció un 1,2% en 2019, su peor dato desde 2013

El Producto Interior Bruto (PIB) de la zona euro creció un 1,2% en 2019, lo que implica una significativa desaceleración respecto de la expansión del 1,9% en 2018 y representa el menor ritmo de crecimiento de la eurozona desde la recesión experimentada en 2013, según la estimación preliminar publicada por la oficina comunitaria de estadística, Eurostat, que refleja la debilidad de Francia, Italia y Alemania, tres de las cuatro mayores economías del bloque del euro.

El crecimiento del PIB del conjunto de la Unión Europea (UE), incluyendo por última vez al Reino Unido, fue del 1,4% en 2019, seis décimas menos que en 2018 y el dato más débil desde 2014, cuando el PIB de los Veintiocho aumentó un 1,7%.

Estados Unidos, por su parte, informó este jueves de que su economía frenó su crecimiento en 2019 al 2,3%, frente al 2,9% registrado en 2018, lo que representa el dato de expansión más débil desde 2016 ante la caída de la inversión y las tensiones comerciales.

La ralentización de la actividad económica en la zona euro fue particularmente notable en el cuarto trimestre de 2019, cuando el PIB de la eurozona se frenó al 0,1% desde el 0,3% de los tres meses anteriores, lo que supone el menor ritmo de expansión trimestral desde el primer trimestre de 2013, mientras que el crecimiento interanual en el último trimestre se moderó al 1% desde el 1,2%.

El frenazo de la economía de la eurozona en el último trimestre de 2019 refleja la inesperada caída del 0,1% del PIB de Francia, segunda economía del bloque, mientras que en Italia, tercera economía del euro, el PIB registró una contracción del 0,3%. Por el contrario, la economía española, cuarta de la zona euro, creció un 0,5% en el cuarto trimestre.

De este modo, el crecimiento anual de España alcanzó el 2%, superando ampliamente la media del 1,2% de la zona euro, mismo nivel que el de Francia, mientras que en el caso de Alemania el PIB de 2019 aumentó solo un 0,6% y en Italia cayó un 0,2%.

En el caso de la UE, la economía creció entre octubre y diciembre a un ritmo trimestral del 0,1%, dos décimas menos que en el tercer trimestre, su peor dato también desde el primer trimestre de 2013. En comparación con el último trimestre de 2018, el crecimiento interanual de la UE se ralentizó al 1,1% desde el 1,4% del trimestre precedente.

Gráficos relacionados