Planes de pensiones

¿Rescatarías tu plan a los 10 años? ¿Y si lo que buscas es un fondo y no lo sabes?

A partir de 2025 se podrá rescatar el dinero invertido en los planes de pensiones a los 10 años de haberlo aportado. Si eres de los que te planteas hacerlo, quizá estés en el producto equivocado.

¿Rescatarías tu plan a los 10 años? ¿Y si lo que buscas es un fondo y no lo sabes?

Por Maite López

Si nunca te habías planteado tener un plan de pensiones y empiezas a hacerlo ahora que sabes que podrás rescatar el dinero a partir del décimo año, quizá no sea el producto que buscas. Si ya tienes uno, pero planeas desfalcarlo en 2025, te conviene saber cuál es la mejor opción para no pagar de más a Hacienda.

Si te has decantado por un plan de pensiones para preparar tu jubilación, posiblemente haya pesado en la balanza su principal ventaja fiscal frente a otros productos: los planes de pensiones permiten desgravar en la declaración de la renta lo que hayas aportado hasta 8.000 euros o el 30% de los rendimientos netos del trabajo, la menor cifra de las dos (aquí puedes calcular tu desgravación).

Sin embargo, muchos españoles cometen un gran error al final de la travesía de este ahorro: rescatarlo de la manera menos ventajosa desde el punto de vista fiscal. En resumen: nos hacemos trampas al solitario, y lo que por un lado nos beneficia fiscalmente, acaba penalizando nuestro ahorro.

Para recuperar el dinero de un plan de pensiones de tres formas diferentes: en forma de capital, es decir, todo de golpe; en forma de rentas (cobrando una cantidad al mes, trimestralmente, etc¿) o de manera mixta, que combina las dos anteriores.

El problema reside en la tributación de los planes de pensiones en el momento del rescate: hacerlo de golpe, en forma de capital, puede hacernos pagar más impuestos de los debidos. Los planes de pensiones tributan como rentas del trabajo. Es decir, hazte a la idea de que ese dinero se sumará a tu base imponible, por lo que, si hablamos de cantidades elevadas es fácil que te vayas a un tramo alto de IRPF a la hora de tributar. En 2016, en torno a la mitad de los españoles escogieron esta vía.

Por eso, es básico que hagas tus propios cálculos sobre lo que supondrá en tu caso rescatarlo si elijes una u otra alternativa. Para el rescate en forma de capital, existe una exención del 40% sobre las aportaciones anteriores a 2007, pero debes cumplir con una serie de requisitos y de plazos.

¿Planeas rescatar tu dinero a los 10 años? Esto es lo que debes tener en cuenta:

Primero: si lo que buscas es rescatar tu ahorro a los 10 años tal vez debas saber que existen otros productos con liquidez diaria, en los que puedes disponer de tu dinero cuando quieras, como los fondos de inversión. Recuerda, de todas formas, que, si es un ahorro pensado para el largo plazo, te interesa dejarlo invertido cuantos más años mejor, para que los intereses vayan generando más dinero y tu ahorro vaya creciendo de forma silenciosa.

Segundo: A los 10 años no podrás rescatar el total del ahorro que tengas invertido en tu plan. A partir de 2025 podrás recuperar las aportaciones que realizases hasta 2015, pero para las de 2016 tendrás que esperar un año más, y así, sucesivamente, hasta que el dinero invertido vaya cumpliendo una década.

Tercero: Si lo que buscas es ventajas fiscales, los planes de pensiones salen ganando frente a los fondos de inversión en el sentido en que podrás desgravar anualmente lo que vayas aportando hasta los límites que te contamos al principio del artículo. Pero mucho ojo a la hora de rescatar tu dinero. Como te contamos más arriba, elegir una mala forma de recuperar tu ahorro puede penalizarte mucho más que en el caso de los fondos de inversión.

Cuarto: ¡Importante! A la hora de rescatarlo, en los planes de pensiones tributarás por las ganancias que haya conseguido tu gestor con tu dinero, pero también por el ahorro que hayas ido aportando de tu bolsillo. En los fondos de inversión solo lo harás por las ganancias. En otras palabras, puedes acogerte durante los años que aportes a la desgravación fiscal, pero al final de la vida de tu plan, el dinero aportado también contará a la hora de pagar a Hacienda.

Quinto: Si no te gusta tu plan de pensiones¿ ¡cámbiate gratis! Puedes traspasar tu ahorro de un plan a otro cuando quieras y las veces que sea necesario sin tributar a Hacienda hasta el momento en que rescates tu dinero. Eso sí, ten en cuenta que, si te acoges a alguna oferta de alguna entidad para cambiarte, éstas suelen acarrear permanencia.

Gráficos relacionados