Hipotecas

Hipotecas a 40 años y financiación al 100%: la oferta de la banca para vender sus pisos en cartera

Liberbank ofrece una hipoteca variable de euríbor más 0,85% a 30 años para sus pisos

Bankia o Bankinter financian hasta el 100% de la compra de sus inmuebles

Clara Alba

Hipotecas a 40 años y financiación al 100%: la oferta de la banca para vender sus pisos en cartera

La banca tira la casa por la ventana para completar la reducción de activos tóxicos en cartera. Los últimos traspasos de activos inmobiliarios, con la venta de Solvia (Banco Sabadell) al fondo sueco Intrum o la de Servihabitat (CaixaBank) a Lone Star, no han supuesto la desaparición de ofertas en los pisos de estas entidades. Ni tampoco en la oferta hipotecaria para acceder a ellos. 

Aunque no tienen por qué ser más baratos que el resto de hipotecas en sus tipos de interés, las entidades ofrecen condiciones más atractivas para vender sus pisos. Entre otras, estas hipotecas suelen ofrecer financiaciones superiores al 80%, que en algunos casos llegan al 100%, así como extensos plazos que alcanzan los 40 años. 

Del mismo modo, y solo para estas viviendas, algunos bancos ofrecen facilidades de pago, con carencias iniciales durante las que el cliente no tiene que pagar nada o solo se abonan intereses. Por no hablar de los descuentos y promociones puntuales de los pisos que, sin embargo, suelen ser más difíciles de vender al encontrarse en zonas alejadas de las capitales. 

DISTINTAS PLATAFORMAS

Los clientes pueden encontrar estos pisos a través de las plataformas inmobiliarias de los bancos como Servihabitat, Altamira, Solvia o Haya Real Estate, que son comercializadoras de los pisos de la Sareb, la sociedad de gestión de activos procedentes de la reestructuración bancaria.

Entre las entidades que ofrecen el 100% de financiación (70% si se trata de locales comerciales y no de viviendas) se encuentra la Hipoteca Variable de los pisos de Altamira (Banco Santander), que también ofrece plazos de hasta 40 años. La entidad asume en este caso los gastos notariales, además de los de gestoría, registro, la nota simple, el impuesto de actos jurídicos documentados (AJD) y los gastos de tasación.

La entidad establece el interés del préstamo en función del análisis del perfil del cliente, igual que ocurre en el resto de la oferta hipotecaria del banco cántabro. Se trata de una hipoteca con poca vinculación, ya que solo exige domiciliar la nómina y contratar un seguro de hogar. 

ALISEDA Y LIBERBANK

Para comprar un piso de Aliseda, la firma que gestiona el inmobiliario del Popular controlada por Blackstone (51%) y por Santander (49%), el cliente puede acceder a un interés a partir de euríbor más 1,29% (2,29% el primer año). En este caso, la entidad financia hasta el 90% de la vivienda con un plazo de hasta 40 años, además de asumir todos los gastos incluidos los de tasación. También cobra una comisión de amortización parcial y total del 0,5% y del 0,25% a partir del sexto año. 

Para conseguir el mejor interés de esta hipoteca, el banco exige que el cliente domicilie una nómina de al menos 1.200 euros mensuales, así como tres recibos. Además, tiene que usar seis veces una tarjeta de crédito o de débito de la entidad en los tres meses anteriores a la revisión de la hipoteca. También exige contratar un seguro de hogar y otro de vida. Si no se cumple con esta vinculación, el interés subirá hasta un máximo de euríbor más 2,35%. 

Con menor vinculación aparece la Hipoteca Inmuebles Propios de Liberbank, que también permite financiar sus pisos en cartera con hasta el 100% del valor de la vivienda. El único requisito es abrirse una cuenta en la entidad para realizar el pago. El interés mínimo de este préstamo variable es de euríbor más 0,85% (TAE del 1,21%) para un plazo máximo de 30 años. 

En esta hipoteca la entidad no cobra comisión de apertura ni de estudio, además de permitir una carencia del capital inicial el primer año. 

CUESTIÓN DE VINCULACIÓN

Aunque con mayores requisitos de vinculación, Bankinter ofrece uno de los intereses más atractivos del mercado para sus pisos en cartera. Para plazos de hasta 30 años, la entidad ofrece un préstamo variable de euríbor más 0,99% a partir del segundo año (1,99% durante el primero). Sin embargo, ese precio más barato en el tipo de interés lo compensa cobrando un 1% de comisión de apertura y estudio. 

La entidad, que asume todos los gastos hipotecarios salvo el de tasación y financia la vivienda al 100%, también cobra un 0,5% de comisión por subrogación los primeros cinco años, cifra que baja al 0,25% los siguientes. El cliente tiene que cumplir, además, con cinco condiciones: contar con unos ingresos mínimos de 2.000 euros al mes, domiciliar la nómina, contratar un seguro de hogar, además de firmar un seguro de vida y un plan de pensiones con la entidad. 

Según datos del comparador financiero Helpmycash, Bankia también financia el 100% de las hipotecas de sus pisos en cartera, sin comisiones y para un plazo máximo de 30 años. El préstamo se puede contratar desde euríbor más 1,20%, con un tipo fijo del 1,99% en el primer año para ingresos mensuales de más de 1.200 euros. Si la cifra es inferior, el interés subirá a euríbor más 2,10%, mientras que si se superan los 3.000 euros de ingresos mensuales, baja a euríbor más 0,99%.

Gráficos relacionados