Mercados

S&P lanza su propio rating de sostenibilidad y empieza por las energéticas

En una segunda fase se extenderá a bancos y gestoras de activos

Se medirán datos de desempeño y grado de preparación

José Manuel Del Puerto

S&P lanza su propio rating de sostenibilidad y empieza por las energéticas

La agencia de calificación crediticia Standard & Poor’s (S&P) comienza a poner nota a la sostenibilidad de las empresas. Su tradicional rating de deuda comenzará a complementarse, empezando por energéticas y compañías de transporte, con una nueva “evaluación ESG” para medir el cumplimiento de las sociedades con estándares de responsabilidad medioambiental, social y corporativa.

Esta nueva herramienta de calificación está basada en “datos del desempeño y el grado de preparación que las compañías tienen para asumir futuros riesgos y oportunidades” de sostenibilidad, según ha explicado S&P. Esta apuesta se produce en pleno auge del interés por la inversión con criterios de sostenibilidad y mientras los índices de valoración de estas prácticas se multiplican.

En sintonía con lo que defiende el grueso de la industria de gestión de activos, Leandro de Torres, responsable de S&P Global Ratings en España, ha señalado que estos factores ESG “podrían afectar a los inversores y conllevar un impacto financiero importante en las compañías, según su grado de concienciación”.

S&P tiene previsto realizar una implantación progresiva de esta ‘Evaluación ESG’, que empezará por las compañías de transportes y energía de EEUU, así como del resto del mundo en función de las consideraciones regulatorias vigentes en cada caso. Después, la agencia de medición de riesgos prevé extender el medidor a bancosgestoras de activos, organismos multilaterales, entidades de salud pública y a concesionarias de gestión de agua y residuos. En un último estadio entrarían las compañías de seguros, las gestoras de vivienda social y las compañías especializadas en el sector educativo.

El presidente de S&P Global Ratings, John Berisford, ha señalado que esta herramienta se ha lanzado “en respuesta a la demanda de inversores y compañías”. Asimismo, ha señalado que “el foco del mercado de renta fija hacia factores de sostenibilidad es relativamente reciente”, pues su vigilancia ha sido mucho más estrecha desde hace más tiempo en la inversión en renta variable, donde las exigencias del mercado son cada vez más elevadas.

La agencia ha informado de que la valoración de sostenibilidad se ajustará a los criterios de los analistas de S&P Global Ratings, los datos e información de Trucost y S&P Global Market Intelligence y también a los de organismos públicos y organizaciones no gubernamentales como los Principios de Inversión Responsable de las Naciones Unidas (UNPRI) y el ‘Carbon Disclosure Project’.

Gráficos relacionados